Palacio de la Bolsa

El Palacio de la Bolsa, situado en la Avenida Anspach de Bruselas, es junto a otros edificios como el Ayuntamiento o la Catedral de San Miguel y Santa Gúdula, uno de los emblemas más reconocibles de la capital europea. Sus enormes escaleras suelen ser desde un transitado punto de encuentro para turistas o residentes, hasta un lugar de concentraciones o de mercados de Navidad.

Auguste Rodin

Esta grandiosa construcción de estilo Neorenacentista y Segundo Imperio, edificada entre 1868 y 1873 por el arquitecto León Suys, cuenta con el sello de un entonces desconocido genio. Un elemento que le ha sumado un importante valor añadido al edificio, y lo convierte en una joya de valor incalculable para el legado artístico de la ciudad.

Así pues, la mayoría de la gente desconoce que el célebre artista Rodin pasará una larga temporada en Bruselas al inicio de su carrera, como ayudante en el atelier de Albert-Ernest Carrier-Belleuse, encargado de gran parte de la abundante y rica decoración del edificio de la bolsa, más conocido como Bourse.

Edificio de la Bolsa, Bruselas

El estilo Neorenacentista es muy recurrente en el S.XIX, y se caracteriza por el uso de elementos de la arquitectura clásica como las columnas corintias o el frontón que se pueden observar en esta construcción. Su monumental escalera está flanqueada por dos grandes leones, uno que alza la cabeza hacia el cielo - simbolizando las subidas del mercado de valores - y el otro que la agacha hacia abajo - señalando las consecuentes caídas de la bolsa -. Las cariátides de la entrada que representan la Protección, el Comercio, las Artes y la Victoria, también están firmadas por el estudio escultórico en el que trabajó Rodin. Toda esta majestuosidad buscaba deleitar a los hombres de negocios burgueses de aquella época.

La Bourse se construyó sobre los vestigios de un convento franciscano del S.XIII, del que todavía hoy se pueden apreciar algunas ruinas si pasamos por uno de los laterales del edificio, y vemos en el suelo una gran cavidad acristalada. Hoy en día el antiguo ajetreo de la bolsa ha dejado lugar a otro tipo de animación, la de todos los eventos culturales que se alojan en la actualidad en este emplazamiento. De esta forma, el Palacio de la Bolsa se ha utilizado durante los últimos años como sala de exposiciones temporales, aunque parece ser que podrían programar el traslado y ampliación del Museo de la Cerveza a esta construcción.

UBICACIÓN

Palacio de la Bolsa, Avenida Anspach. Plaza de la Bolsa.

HORARIO

  • Abierto en función de la exposición temporal del momento.

CÓMO LLEGAR AL PALACIO DE LA BOLSA

  • Tren: Gare Centrale.
  • Metro: Línea 1 ou 5, parada De Brouckère o Saint-Catherine.
  • Tranvía: 3, 4, 33 (noche), parada Bourse.
  • Autobús: 48, 95, parada Bourse.